close
Noticias

Comunidad mujer de Chile comparte experiencia con CENPROMYPE sobre metodología de mentoría especializada para mujeres

10 de junio 2020. En el marco del Programa regional Chile – SICA: Transferencia de la metodología de fomento y atención del emprendimiento productivo con impacto social dirigido a grupos en situación de vulnerabilidad, el Centro Regional de Promoción de la MIPYME (CENPROMYPE) participó en el conversatorio sobre la “Metodología de mentorías especializadas para mujeres. Experiencia Chilena: Comunidad Mujer”

La finalidad fue compartir la experiencia, en cuanto a mentorías especializadas para mujeres, para determinar elementos innovadores que se transferirán a los países del SICA.  Además, el intercambio de conocimiento por parte de CENPROMYPE hacia las instituciones Chilenas.

El objetivo del proyecto regional Chile – SICA es mejorar la condición socioeconómica de los grupos en situación de vulnerabilidad social (mujeres y jóvenes) de los países de la región SICA mediante la generación de emprendimientos productivos, en el marco de la Estrategia SICA-Emprende.

La Estrategia SICA EMPRENDE se presentó y fue aprobada en ocasión de la XLII Reunión Ordinaria de Jefes de Estado y de Gobierno de los Países del Sistema de Integración Centroamericana (SICA) celebrada en Panamá en diciembre del 2013, con el siguiente mandado presidencial: “Adoptar la Estrategia Regional de Fomento del Emprendimiento en Centroamérica y República Dominicana – “Estrategia SICA-EMPRENDE”, presentada por CENPROMYPE, la cual refleja los lineamientos prioritarios acordados por los países miembros del SICA. Instruir a CENPROMYPE para que (…) posicione ante la comunidad internacional, cooperantes y socios estratégicos, el fomento del emprendimiento como un medio efectivo para la generación de empleo y nuevas empresas, prevención de violencia al facilitar la inserción productiva de jóvenes e incrementar la autonomía económica de las mujeres”.

Asimismo, los ecosistemas y entidades de fomento al emprendimiento y MIPYME de la región han establecido la necesidad de fortalecer los mecanismos de atención a la persona emprendedora, con el fin último es impactar de forma positiva en la creación de nuevos emprendimientos y fortalecimiento de los que ya existen, buscando contribuir de esta forma al crecimiento y desarrollo económico sostenible de la región.